web analytics

La sala de Tenerías acoge la exposición fotográfica “Un mundo por descubrir”

Exposición fotográfica ” Un mundo por descubrir”.

Así reza el título de la Exposición de Fotografía de la Asociación El Buen Rollo que ya está colgada en la Sala Tenerías. Son más de treinta fotografías en tamaño grande para reflejar mejor los rincones de nuestro mundo, desde los pájaros del Mar de Pinares a los fiordos de Noruega o Nueva Zelanda.

Cada año se aprecia más cuidado y más calidad. Recuerdo las primeras exposiciones que eran casi un totum revolutum, donde elegíamos deprisa las fotos a ampliar sin fijarnos demasiado en el resultado final. Algo vamos aprendiendo. Las tareas de edición van cobrando más importancia, lejos de aquellos comentarios despectivos para cada foto “retocada”. Hoy todas las fotos están editadas, al igual que siempre estuvieron reveladas y se elegía el tono, el contraste y el balance de blancos, por ejemplo. Forman parte de la intención del autor al disparar todas las variables que quiere elegir para su foto. Todo ello hace que cada toma sea personal e irrepetible. Cada uno vemos el mundo de una manera y eso es lo que queremos reflejar en cada fotografía. Un paisaje, una habitación o un rostro tienen mil lecturas diferentes. Cada uno elige la suya.

Visitantes de la exposición.

Los temas de la Exposición son muy variados. Sin pretenderlo más de la mitad de las obras tienen al agua por protagonista. Hay mares, ríos, lagos, fiordos, cascadas, gotas de agua…toda una sinfonía de azules y verdes que reflejan la naturaleza de los rincones más distantes. A su lado podemos contemplar arquitecturas, interpretaciones de obras clásicas, instantáneas temáticas y “versos libres”.

Las fotografías se complementan con diversos videos sobre Nueva Zelanda para que la visita resulte más entretenida.

Todo es solo una pequeña parte del trabajo de un año. Representa el esfuerzo por aprender a mirar y aprender a elegir. Nos movemos, paseamos, viajamos…siempre con la cámara en un bolsillo para poder traernos a casa la eternidad de cada segundo captado en una fotografía. Así aprendemos y así nos motivamos para seguir haciendo fotos desde las arenas del pinar hasta los eclipses de la luna. Cada loco con su tema.

La Exposición es una invitación a preocuparnos un poco por cuidar los cientos de fotos que todos tomamos cada año. Ahora que es cuando más posibilidades tenemos de tomar fotos es cuando vemos las mayores barbaridades. Da pena asomarse a las redes sociales y su basura fotográfica. Si aprendemos a hablar, a leer a escribir, a conducir, a cocinar…¿por qué no aprendemos a hacer fotos?. La Exposición pretende ser la Lección 0 de ese aprendizaje.

Autor: Jesús Eloy García Polo

Muévelo

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *